health nepal

Nepal es un país considerado pobre, con un bajo índice de desarrollo humana y con mala calidad de vida, según los informes de la ONU de 2015 donde la carencia de asistencia social y médica es especialmente grave en las clases más desfavorecidas debido a su escasez y a su coste. Si la asistencia médica ya es deficiente en estas clases sociales, es de esperar que, en niños y niñas huérfanos o provenientes de la prisión, sea más acusada ya que la desnutrición, la falta de vacunación y de higiene son caldo de cultivo para todo tipo de enfermedades. Algunas de las principales enfermedades del país son: trastornos gastrointestinales, bocio, diarrea, desnutrición infantil, parásitos intestinales y la tuberculosis. Y aunque es cierto que en los últimos años se ha producido una mejora en los planes de salud del gobierno, la sanidad sigue siendo un lujo para la mayor parte de la población.

Una de las grandes necesidades en el proceso de desarrollo de un niño es gozar de una buena salud física y mental y si bien es cierto que las casas de acogida en las que viven aquellos niños y niñas que son rescatados de la calle o de la prisión disponen de una cierta asistencia médica, ésta puede no ser lo rigurosa que una buena atención sanitaria merece para su correcto desarrollo, con lo que la asistencia social que las ONG les prestan puede verse mermada por esa falta de rigor en la asistencia sanitaria.

Mediante Health Nepal se pretende revisar sanitariamente al mayor número de niños y niñas que actualmente viven en casas de acogida coordinadas por diversas ONG en Katmandú, Nepal, con el propósito de que la atención prestada en ellas sea completa.